Acceso Club
Jueves,
06/10/2022
Andalucia Aragón Asturias Baleares C. La Mancha C. y León Canarias Cantabria Cataluña Ceuta Extremadura Galicia La Rioja Madrid Melilla Murcia Navarra País Vasco Valencia
ENCUESTA ORGANIZACIÓN CONSUMIDORES Y USUARIOS

10/08/2022

El 68% de los españoles no sigue una dieta suficientemente saludable

El 68% de los españoles no sigue una dieta suficientemente saludable Según una encuesta de la Organización de Consumidores y Usuarios (OCU), con una muestra representativa de la población, solo un tercio de los españoles sigue una dieta saludable. Comer bien sigue siendo una asignatura pendiente.

El trabajo se realizó con españoles adultos (de 18 a 75 años), en número representativo, a los que se les preguntó acerca de qué, cuándo y cuánto comen, comparando sus respuestas con lo que sería una dieta saludable.

Los datos obtenidos señalan que aunque casi la mitad de los encuestados cree tener unos hábitos de alimentación saludables, apenas un 32% sigue una dieta saludable o muy saludable, comiendo de todo, en las cantidades adecuadas: 1% come muy saludable, 32% saludable, 49% poco saludable y 19% muy poco saludable. En general, nos falta fruta y verdura y nos pasamos con la carne. 

Según se desprende del estudio de OCU, los encuestados tienen clara la íntima relación entre alimentación y salud y manifiestan que su intención es buena... pero en la práctica no se concreta. 

A las personas participantes se les planteó también que, reconociendo que deberíamos tener una alimentación más saludable y modificar nuestros hábitos dietéticos es bueno para nuestro bienestar y salud… ¿por qué no lo hacemos?

Las principales respuestas fueron:
  • Falta de tiempo: es el principal motivo que aduce el 40% de los encuestados.
  • Falta de voluntad para resistir a alimentos poco saludables es el motivo para el 36% de los encuestados.
  • Falta de dinero, alega el 27%.
  • La dificultad de cambiar de hábitos es el pretexto del 20%.
  • Falta de información sobre alimentación saludable dice el 14% de la población encuestada.
Pero hay también una parte positiva en esta investigación. Muchos de los encuestados manifestaron que están haciendo un esfuerzo por mejorar sus costumbres dietéticas, moderando el consumo de algunos productos al mismo tiempo que aumentan el de otros. Por ejemplo, con respecto a dos años atrás:
  • Más de la mitad de los españoles (56%) consume menos bebidas azucaradas.
  • El 47% toma menos bollería y dulces.
  • El 38% ha limitado el consumo de bebidas alcohólicas.
  • El 26% ha reducido el consumo de carne.
  • El 20% toma menos lácteos.
Y al mismo tiempo se aprecia que: 
  • El 31% toma más verduras y hortalizas que hace dos años.
  • El 30% toma más fruta ahora.
  • El 22% come ahora más pescado.
Pero lo que prevalece en la mayoría de estas personas es la estabilidad: 7 de cada 10 españoles encuestados toma la misma cantidad de lácteos, carne, pescado o productos ecológicos ahora que hace dos años.

La OCU concluye indicando que los hábitos ciertamente evolucionan, y a ello contribuyen desde una mayor infomación a determinadas modas o la situación económica. Aun así, manifiestan que sigue prevaleciendo la fidelidad a lo de siempre, con algunas tendencias significativas.

EDUCACIÓN INFANTIL EN ALIMENTACIÓN

Estos datos sirven de argumento a los responsables de La Copa COVAP (Cooperativa Ganadera del Valle de los Pedroches), junto con la Fundación APE para la Prevención y Erradicación de los Trastornos de la Conducta Alimentaria, para recalcar el papel fundamental que juega la educación infantil en alimentación para lograr reducir la tasa del 68% de la población que no come saludable.

En este sentido, el psiquiatra y psicólogo de la Fundación APE, Dr. Ignacio Jáuregui, hace hincapié en la importancia de informarse y educar a los niños y niñas sobre lo que consumen, porque "existe un exceso de información que impide que los menores puedan cambiar ciertas actitudes en cuanto a la comida que son erróneas y que podrían derivar en trastornos de la conducta alimentaria". 

Para evitar el desarrollo de malos hábitos en la infancia como consecuencia de la desinformación con la que se encuentran los más pequeños, Jáuregui destaca el papel de dos figuras que influyen en su desarrollo físico y psicológico. Por un lado, la familia, el primer ámbito en el que reciben información sobre alimentación. Los padres y madres deben "despertar el espíritu crítico de sus hijos, enseñándoles lo que más les conviene antes que lo que les gusta, pero sin que ello suponga la anulación de sus gustos o preferencias", explica el psiquiatra. 

Munideporte.com

 
Comentarios
No existen comentarios aún para esta noticia.
Envia a un amigo
De
Para (Email)
Dedicatoria
   
Deportistas Nº 96

Munideporte.com | Copyright 2011: Equipo de Gestin Cultural, S.A. Todos los derechos reservados
HSNET , patrocinador tecnolgico de Munideporte